viernes, 21 de diciembre de 2012

Cuando colisionamos...

La brisa levanta mi nostalgia del suelo de mi pueblo, donde he vivido, he amado, he odiado...

He aqui junto al mar, con el calor de tus labios aun en mi mano, arde como hierro ardiente, al pensar que talves esto sea lo ultimo que tendre de ti, o lo que queda...

Viendo los granos de arena caer desde el infinito espacio cosmico, sueño con tu muerte, con tus ojos perdidos buscandome, una diminuta voz...

Aun recuerdo cuando veia en tu mano lo incierto, tu mirada sonriente deslumbraba como un sol, esos dias que quedaba ciego de ti...

Mientras alzo mi pluma para continuar con un poema que no terminara nunca, mientras respiro mi vida y la confundo con la tuya, mientras me destruyo al hecho de que volverias, solo para irte otra vez, trataba de consolarme con que aunque sea una mirada tuya, seria para mi...


No hay comentarios:

Publicar un comentario